El retablo

Un ejemplo de retablo a San Francisco de Asis

Por el año 1973 , cuando mi papá tení­a 15 años de edad, una señora de ya avanzada edad tocó a la puerta de su casa buscándolo a él.
En ese tiempo mi papá estudiaba la secundaria y en las tardes llevaba clases de dibujo.
La señora le pidió a mi papá que si le podí­a dibujar un retablo con la imagen de San Francisco de Así­s, donde apareciera una señora en una cama de hospital y le dió más detalles de cómo lo necesitaba.
Papá le dijo que él no era dibujante profesional y que no estaba seguro de podérselo hacer y la señora le recalcaba que estaba segura que él se lo podí­a dibujar y que se lo habian recomendado. Le dijo que se tomara su tiempo y le dió la hora y la dirección para que se lo llevara cuando lo termine. Papá le dijo que le diera quince dí­as y que lo llevaba a esa dirección.
La señora le preguntó que cuánto cobraba por ese trabajo y él como apenas era un niño y novato en el dibujo, le dijo que no le iba a cobrar, que se lo iba a regalar.

También te puede interesar:   Leyenda de los aparecidos del Antiguo Cuartel

Pasaron los quince dí­as y papá terminó el retablo y con su primo fué a la dirección que les dió la señora. Llegaron a esa casa y abrió la puerta una señorita joven. Mi papá y su primo le explicaron que, una señora de tales caracterí­sticas y de avanzada edad le habí­a pedido que entregara ese retablo a esa dirección.
La muchacha sorprendida los invitó a pasar a su casa a merendar, mi papá le entregó el retablo y ella quizo pagárselo para luego contarles, con lágrimas en los ojos, que esa señora era su mamá, les mostró una foto de ella y les comentó que tenia meses de haber muerto, y que debí­a pagar esa manda a San Francisco.

Candy Belen

Blogger de Monterrey, México. Soy blogger desde el 2004 por hobbie, esposa desde 2010 por decisión y madre desde 2013 por amor.

14 thoughts on “El retablo

  • August 14, 2006 at 11:02 am
    Permalink

    Quizá haya ocurrido eso que platicas yo si te creo. Cuando yo era pequeño me llevaron a la casa de una tia y yo no querí­a estar allí­, yo veí­a a mi mamá sentada en un sillon pero ella no estaba allí­, si embargo la veí­a.

    Me decí­an que estaba loco, pero no lo estoy.

    saludos

    Reply
  • August 14, 2006 at 11:31 am
    Permalink

    La historia es verí­dica, Papá no miente, ni se metí­a cosas… Hay muchas historias parecidas pero no creo que nuestro padre juegue con eso.

    Reply
  • August 14, 2006 at 11:50 am
    Permalink

    wow!

    Cuando este tipo de situaciones q’ escucho o leo, definitivamente no se q’ decir … pero de q’ creo q’ puedan pasar, si lo creo …

    Abrazitos

    Reply
  • August 14, 2006 at 12:27 pm
    Permalink

    Chale… no vamos a poner en entredicho la honorabilidad de tu Sr. padre… pero pues…

    @queco: ver personas donde todos los demás presentes dicen que NO están es lo que se llama “estar loco”. Por más que tu tengas la razón, buena suerte tratando de convencer a todos los demás gueyes que dicen que NO la ven/vieron.

    Como leí­ primero el post del Patológico, ahi checas en su blog algo relacionado a esto mesmo.

    Reply
  • August 14, 2006 at 1:40 pm
    Permalink

    En mi familia también se cuentan varias historias de aparecidos, etc., como la del jinete sin cabeza que vio mi padrino en una plaza de la colonia donde vivo, luego de verlo llego corriendo a su casa, el era obeso y quedo flaco del susto en menos de una semana, a veces no se si creer o no esas historias, pero bueno, es lo que cuentan mis papás 😉

    Reply
  • August 17, 2006 at 8:35 pm
    Permalink

    Chica Regia, cuentame uno de vaqueros

    Reply
  • August 18, 2006 at 3:58 pm
    Permalink

    YO SI CREO QUE HAYA SUCEDIDO LO QUE CUENTAS, PERO LO QUE MAS ME GUSTO ES EL RETABLO, ESTA MUY BONITO, FELICITA A TU PAPA POR TAN BONITO TRABAJO.

    ATTE: LUNA:

    Reply
  • April 15, 2008 at 3:37 pm
    Permalink

    a mi me gusto mucho esta historia y la verdad yo si creeo en los milagros no en cosas malas sino buenas

    Reply
  • September 24, 2008 at 4:28 pm
    Permalink

    Esta muy entretenido tu blog, tengo mucho leyendote pero esta es laprimera vez que posteo, y solamente quiero comentarte algo que le paso a mi papa tambien.

    En alguna ocasion mi papa nos conto de pequenos, que el salio de trabajar he iba tomar un bus para regresar aqui a monterrey, estoy hablando de hace muchos anos, pero ya no habia ninguna salida, y tendria que pasar la noche ahi, pero al salir de la estacion de buses, se encontro con un bus que se paro y le dijo que el iba para monterrey, mi papa se subio y se regreso el solo, nadie mas venia en ese bus, lo trajo hasta monterrey, lo dejo por carretera nacional, porque no segun no iba llegar a la central de monterrey, y mi papa se bajo y hablo a la casa (en ese tiempo no habia ecos), pero no hablaron, no se paro en ningun lado, solo lo levanto en la calle y lo trajo hasta monterrey; hace unos meses me paso exactamente lo mismo tambien en san luis, y exactamente igual me dejo por constitucion, pero si tome un eco, no es algo extraordinario, pero nos paso exactamente igual, y paso cuando el tenia mi misma edad.

    Curioso no ? cosas que pasan.

    Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *