Habí­a un programa en mi niñez que me encantaba, donde aparecí­a un muchacho con sombrero, bigote, tirantes y que no hablaba, sólo hací­a señas. Luego aparecí­an unos labios rojos flotando dentro de un espejo, que hablaban con una voz muy dulce y lo llamaba Timo (caracterizado por Andrés Bustamante, [unoRead More →